¿Espionaje a la chilena?

Posted by

EL ALTIPLANO

Rafael Romero Vasquez

Rafael Romero Vasquez

Escribe: Rafael Romero Vasquez.

Un medio de comunicación que cuenta con abundante publicidad de empresas chilenas asentadas en Perú, y cuyo grupo propietario tiene no pocos negocios con firmas comerciales mapochas, difundió esta semana la noticia de suboficiales de la Marina de Guerra del Perú supuestamente reclutados por agentes de inteligencia chilenos con el objetivo de espiar a favor del vecino del sur.

He aquí el primer protagonista de la noticia, un medio televisivo que dentro de poco (el 27 de febrero) tendrá que hacer frente a una protesta ciudadana que la acusa de ser parte de la TV basura. Pero en medio de este rollo aparecen dos actores que maquiavélicamente se estarían beneficiando con la difusión del escándalo. Por un lado la esposa del presidente de Perú, Nadine Heredia, sumida en una investigación por lavados de activos; y por el otro, el hijo de la presidenta de Chile, Sebastián Dávalos Bachelet, envuelto en cuestionamientos por sus negocios inmobiliarios.

Pero hay más actores en este reparto complejo que ya generó una nota de protesta de Lima y la llamada en consulta a su embajador en Santiago, y que no son otros que el ministro de Defensa de Perú, Pedro Cateriano, a quien el aprismo y el fujimorismo no lo quieren en el Ejecutivo, amén de otros desaguisados como el caso de Belaunde Lossio, el affaire López Meneses, el destape de Rivera Ydrogo, la compra de armas del actual gobierno peruano por investigar, etc. Mientras que por el lado del sur, se viene una investigación parlamentaria a Sebastián Dávalos, así como también se reavivó el caso Penta, escándalo que ha salpicado al gobierno anterior de Sebastián Piñera y al actual de Michelle Bachelet a partir del mal uso de fondos para el financiamiento de las campañas electorales a la clase política chilena.

Pero en esta búsqueda de elementos que configuran el actual contexto político, apareció otra vez el espionaje de un vecino a otro, por lo que cabe preguntar legítimamente: ¿a quién beneficia más este tipo de noticias? En otros términos, ¿cuáles son las noticias que ahora pasan a segundo plano? Y, habida cuenta de que existe un poder fáctico que reina tanto en Perú y Chile, que a ratos muestra ser el mismo con uñas y dientes, pero que a veces no, ¿no será que estaremos ante una suerte de espionajes comerciales con intereses en la pesca, la energía, la industria y la economía estratégica y que para ello no hay nada mejor que infiltrar a los servicios de inteligencia y crear redes multiservicios?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.